Felicidad Organizacional

Un trabajador feliz es el resultado de una suma de distintos factores y de disposiciones que otorga el empleador, como la remuneración, los beneficios, la flexibilidad, la posibilidad de crecimiento y el ambiente laboral, entre otros elementos. Por ende, las compañías buscan lineamientos que interpreten los requerimientos y deseos de los empleados para una devolución que sea sinónimo de motivación y compromiso.

 

Cada vez más, la cultura de la felicidad es promovida por las compañías con el propósito de afianzar la filosofía corporativa y aumentar la rentabilidad. De este modo, los empleados que estén contentos en sus puestos laborales lo podrán reflejar en sus trabajos diarios.

 

Valores OrganizacionalesLos beneficios de la cultura de la felicidad

El informe establece también que cuando un empleado se siente feliz en su ámbito de trabajo: es más productivo (50%), se compromete más con la organización (30%), está más motivado (10%) y afianza su sentido de pertenencia (10%).

 

Por otra parte, los especialistas señalan que las capacidades y aptitudes más promovidas a partir de esta orientación son: la flexibilidad (50%), el optimismo (30%) y la adaptación (20%).

 

Asimismo, el trabajo en equipo (60%), el buen humor (10%), la predisposición (10%) y la empatía (10%) conforman las conductas y modos de hacer que propician este tipo de cultura, según los expertos en empleo consultados para el relevamiento.

Fuente: Infobae Diciembre 2019

Share This